TEEP acepta anomalías irreparables pero da el triunfo a Alonso Hidalgo

Fernando Chevalier, magistrado presidente, acompañado de los magistrados Ricardo Adrián Rodríguez y Jesús Gerardo Saravia, otorgaron la ratificación como gobernadora electa a Martha Érika Alonso ■ Foto José Castañares

Aunque el magistrado Gerardo Saravia Rivera reconoció que hubo irregularidades “irreparables e insubsables” en la elección de gobernador, el Tribunal Electoral del Estado de Puebla (TEEP), del que él forma parte, ratificó como mandataria electa a la candidata de la coalición “Por Puebla al Frente” (PAN–PRD–MC), Martha Érika Alonso Hidalgo.

El TEEP argumentó que no procedió la anulación de los comicios solicitada por Morena, debido a que las anomalías graves solo se identificaron en 59 paquetes electorales de un total de siete mil 486, durante el recuento que efectuó el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) en septiembre pasado.

Además, concluyó que el partido inconforme y su candidato, Luis Miguel Barbosa Huerta, no pudieron comprobar violaciones a la cadena de custodia de esas urnas por parte del Instituto Electoral del Estado (IEE) ni manipulación de los votos.


Anulación de 17 mil 338 votos no revirtió la ventaja de Alonso

La sentencia la respaldaron por unanimidad los magistrados Fernando Chevalier Ruanova, Ricardo Adrián Rodríguez Perdomo y Gerardo Saravia Rivera, en una sesión pública que abarrotaron los dirigentes y representantes populares del PAN, PRD y MC para celebrar la resolución.

En la discusión del proyecto de sentencia, elaborado por Rodríguez Perdomo, Gerardo Saravia explicó que los 59 paquetes con irregularidades graves fueron anulados, por lo que se perdieron 17 mil 338 sufragios que no revirtieron la ventaja de Alonso.

Abundó que de esos votos anulados, nueve mil 27 pertenecían a Martha Érika Alonso Hidalgo y 8 mil 311 a Luis Miguel Barbosa de la coalición “Juntos Haremos Historia” (Morena–PT–PES).

Gerardo Saravia explicó que las inconsistencia detectadas en esas casillas tras el recuento de votos son “irreparables e insubsables”, además de que “no corresponden a la lógica jurídica en la materia”.

Las discrepancias que motivaron la anulación de 59 paquetes

El magistrado dijo que se detectaron “discrepancias determinantes entre aquellos ciudadanos que votaron conforme al listado nominal, el total de boletas extraídas de la urna que derivado del recuento aparecieron al abrirse los paquetes, el total de votos que tuvieron el primer y segundo lugar, la diferencia entre estos y la deferencia entre los que votaron, así como las boletas o votos encontrados, incluidos los votos nulos”.

Saravia agregó que en esas 50 casillas “la diferencia entre los ciudadanos que votaron conforme el listado nominal y los votos del primer lugar fue mayor que la diferencia de los votos obtenidos por el primer y segundo lugar, razón más que suficiente para decretar la nulidad recibida en esas 59 casillas”.

En el mensaje final que emitió el presidente del TEEP, Fernando Chevalier Ruanova, este reconoció que fue agotador el proceso de resolución de todas las impugnaciones que se promovieron contra los resultados de los comicios del 1 de julio, pero consideró que el tribunal local cumplió con su responsabilidad de impartir justicia.