RESPONSABILIDAD LEGISLATIVA

Con 77.3 por ciento, el estado de Puebla es una de las ocho entidades con mayor rezago legislativo en México al rehusarse a armonizar leyes federales y políticas públicas para garantizar que las mujeres vivan libres de violencia. A nivel nacional, el progreso de estas normativas es de 79.27 por ciento, según reveló la plataforma de seguimiento a la homologación de normativa de los derechos humanos de la CNDH.

La situación de la equidad de género es grave y eso se debe en mucho a la ausencia absoluta, por no decir la permisividad, que ha tenido a lo largo de más de un sexenio el Poder Legislativo.

Por supuesto que el primer responsable de eliminar la violencia contra las mujeres es el gobierno, pero hay que decir que la sociedad en su conjunto, sin excepción de sectores, debe también hacer su parte en esta tarea.


Es por eso que las políticas públicas que establezcan las autoridades deben ser acompañadas por la ciudadanía y se debe consultar e incluir a las organizaciones que se han especializado en el estudio y combate de la violencia de género.

Por otro lado, resulta indispensable que desde los hogares y en las escuelas, en los centros de trabajo e incluso en la vía pública haya conductas encaminadas a lograr la equidad entre hombres y mujeres, empujando hábitos de respeto mutuo y de colaboración




Ver Botones
Ocultar Botones