Reconoce Fiscalía General del estado quinto de 15 feminicidios en Puebla

Ministeriales realizan el levantamiento de cadaver de una mujer en la zona de las Brisas en Valsequillo, al parecer sus tatuajes coinciden con los de una mujer reportada como desaparecida de nombre Samai Alejandra Salgado

La Fiscalía General del Estado de Puebla reconoció el quinto de los 15 asesinatos con violencia a mujeres en la entidad, que presentan un cuadro legal de feminicidios.

Así lo dio a conocer a través de un comunicado, donde informó que detuvo a Rafael Portillo Abundis, novio de Samaí Alejandra Márquez Salgado, como presunto responsable del asesinato de la joven que tenía 25 años de edad y dos meses de embarazo.

Además la hermana del presunto culpable, Claudia Portillo Abundis, también fue consignada por falsedad de declaraciones.


Este fin de semana, cuatro mujeres fueron asesinadas con violencia en la ciudad de Puebla, y los municipios de Tepeaca y San Pedro Cholula.

La búsqueda de la joven egresada de la Universidad Autónoma de Puebla (UAP) se dio en redes sociales y después que familiares de la víctima acudieron a la Agencia del Ministerio Público para denunciar su desaparición desde el día 17 febrero.

Los padres de la joven decidieron interponer la denuncia porque Samaí no respondía a su teléfono celular; sin embargo, tres días después fue hallada muerta en la zona de la presa de Valsequillo.

La Agencia Estatal de Investigaciones confirmó que la joven murió por el impacto de un arma de fuego en el cráneo, tras confirmar su identidad.

El cuerpo fue entregado, alrededor de las 2 de la madrugada, a sus familiares, quienes la reconocieron por los tatuajes que tenía en el hombro, la cadera y la parte trasera del cuello.

Sobre el caso, la Fiscalía aseveró que al realizar sus investigaciones, identificó a Rafael Portillo Abundis como probable responsable de los hechos.

Por lo que la dependencia argumentó que “se estableció que aunque el sujeto era casado, sostenía una relación de noviazgo con la víctima”.

Además se expuso que Portillo Abundis, “al enterarse que Samaí contaba con varias semanas de embarazo, decidió la privación de la vida de la joven”.

El novio de Samaí fue consignado al Juez Penal bajo cargos por falsedad de declaraciones, y confirmó que se sigue integrando la averiguación previa para proceder también en su contra por el delito de feminicidio.

El caso de Samaí Márquez fue uno de los más difundidos en redes sociales, luego de desaparecer con dos meses de embarazo. Su cuerpo fue encontrado con golpes en el rostro.

De acuerdo al primer informe emitido por el Sistema de Urgencias Médicas Avanzadas (SUMA), la mujer presenta lesiones y golpes en el cuerpo, además de que contaba con los tatuajes que confirmaron su identidad.

Tras reformas a la Ley, el delito de feminicidio en Puebla tiene una pena de 40 a 60 años de prisión.