Por fuga de toma clandestina de gas, familias evacúan por propio pie Tlalancaleca

La noche de ayer, decenas de familias que habitan en San Matías Tlalancaleca, evacuaron por su propia cuenta sus hogares, luego de percibir el fuerte olor a gas que provocó una toma clandestina provocada en ductos de Pemex por huachicoleros.

La evasión del energético fue detectada al filo de las 22 horas y a las 23:05 la Coordinación Estatal de Protección Civil del estado de Puebla informó por twitter:  “La fuga de gas en San Antonio Chiautla de Arenas, en #SanMatíasTlalancaleca, está controlada; continuamos trabajando”.

En San Antonio Chiautla se padecieron minutos de pánico, pues según los reportes obtenidos de testigos, la gente se apresuró a salir de sus casas, gritando que nadie encendiera fuego para evitar una explosión.


Desde principios de este año se supo que las bandas dedicadas al robo de hidrocarburos en Puebla habían incursionado también en el hurto de gas, luego de que solo habían robado gasolina y diésel, principalmente.

De enero a mayo de 2018 se detectaron 36 tomas clandestinas de gas LP en Puebla, las cuales representan 59 por ciento de las 61 que se hallaron en 2017, según información de Pemex.

“Pasar de robo de hidrocarburo a perforar ductos de gas es mucho más peligroso todavía, porque se necesitan pipas de agua para estar, obviamente, atendiendo todo este tipo de fugas. Por aquí cruza un ducto muy importante de gas, sobre todo en esta zona de Santa María Xonacatepec, Rivera Anaya, una parte de la autopista. De ahí que vamos a tener drones vigilando”, expresó el pasado 23 de julio el gobernador, José Antonio Gali Fayad, al anunciar que su administración implementará la vigilancia de tubería de la paraestatal con drones.

El mandatario resaltó la peligrosidad de las tomas clandestinas de gas, sobre todo en zonas densamente pobladas como Santa María Xonacatepec, junta auxiliar de la capital estatal.