Perfilan expertos nuevos enfoques de estudio de la arqueología desde la computación

Bajo el sello editorial del Instituto Nacional de Antropología e Historia el volumen constituye la segunda publicación de la Red Tecnologías Digi-tales para la Difusión del Patrimonio Cultural ■ Foto Abraham Paredes

Para generar un nuevo marco de referencia teórico y metodológico para el estudio y diseminación del pasado mediante métodos computacionales, fue publicado el libro Arqueología computacional. Nuevos enfoques para la documentación, análisis y difusión del patrimonio cultural.

Bajo el sello editorial del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) el volumen constituye la segunda publicación de la Red Tecnologías Digitales para la Difusión del Patrimonio Cultural (Redtdpc).

Coordinada por Diego Jiménez Badillo, la publicación deriva del trabajo interdisciplinario y multisectorial impulsado desde el INAH a través de la Redtdpc, la cual forma parte del Programa de Redes Temáticas de Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología.


Dicha red aborda las condiciones técnicas, intelectuales, legales y económicas para que las tecnologías digitales coadyuven a mejorar el análisis y la difusión del patrimonio cultural.

Particularmente, busca que dichas tecnologías contribuyan la arqueología, donde lo digital se refiere a la producción de modelos virtuales de objetos y sitios arqueológicos con fines de documentación, investigación básica o divulgación del conocimiento entre el público general.

Arqueología computacional. Nuevos enfoques para la documentación, análisis y difusión del patrimonio cultural, incluye 18 ensayos que ilustran algunas posibilidades de dichos métodos en el registro de datos, la clasificación de artefactos, la exhibición y difusión del patrimonio cultural, entre otras.

En los trabajos iniciales, Joan Antón Barceló y Florencia del Castillo abordan temas conceptuales en la práctica de la arqueología computacional, mientras que Xavier Rubio Campillo examina su utilidad, desafíos y perspectivas.

Por otra parte, Chet Van Duzer describe los beneficios del análisis de imágenes multiespectrales aplicado al estudio de mapas históricos, y Michelle De Anda Rogel y su colectivo abordan el uso de herramientas digitales para el procesamiento de información de los hallazgos arqueológicos.

De igual forma, Vera Moitinho de Almeida y Dirk Rieke Zapp describen los sistemas de medición óptica de corto alcance empleados en arqueología para la obtención de modelos digitales en tercera dimensión.

Benito Vilas Estévez y su equipo documentan y analizan los aspectos metodológicos utilizados para el estudio de un petroglifo de arte rupestre; desde una perspectiva más analítica; Diego Jiménez Badillo y Édgar Román Rangel abordan la clasificación de la cerámica mediante el método Bolsa de palabras, mientras que Miguel Busto Zapico hace un análisis estadístico para determinar el grado estandarizado y las unidades de medida utilizados para la producción de cerámica.

Por otro lado, Diego Jiménez Badillo y Salvador Ruiz Correa describen la aplicación de una nueva metodología para analizar colecciones arqueológicas con base en el agrupamiento espectral, y el grupo interdisciplinario liderado por Daniel Gatica–Perez presenta los principales aspectos técnicos de un proyecto de investigación que ha desarrollado métodos de análisis visual para segmentar, clasificar, indexar y recuperar glifos mayas en códices antiguos.

Philip Verhagen revisa el uso de los sistemas de información gráfica en la arqueología. Por su parte, Patricia Murrieta Flores e Ian Gregory presentan una nueva metodología denominada análisis geográfico de textos, para estudiar documentos históricos de interés arqueológico, mediante la combinación de análisis espacial y técnicas de lingüística computacional.

Abre la sección dedicada a divulgación del patrimonio cultural, el texto de Erik Champion, quien propone emplear juegos electrónicos como estrategia de enseñanza y comunicación en torno al patrimonio cultural. Viviana Berneche Naya y Luis Antonio Hernández Ibáñez ofrecen un texto sobre museología virtual y otro sobre los factores a considerar para el diseño de instalaciones museísticas.

Por último, Javier Pereda analiza los sistemas de interfaces interactivas como medio para gestionar contenidos sobre patrimonio cultural disponibles en la red; y Juan Carlos Jiménez Abarca relata el trabajo técnico de la empresa encargada de desarrollar el soporte digital del Códice Dresde.

La obra está disponible en formato impreso y digital en tiendas del INAH (www.inah.gob.mx).