Bloquean bulevar médicos y enfermeras del HNP; denuncian violaciones laborales

Médicos especialistas, enfermeras y trabajadores administrativos del Hospital para el Niño Poblano (HNP) protestarán este miércoles a las 15 horas en las afueras del nosocomio por el incumplimiento de acuerdos por parte de directivos.

La convocatoria está a cargo de la Unión Nacional de Trabajadores (UNT) y el Frente Amplio Social Unitario, y la manifestación estará encabezada por el secretario general del Sindicato Único de Trabajadores del hospital, Sixto Andrade Pacheco.

En la última protesta de los trabajadores del HNP, ocurrida al cierre de 2016, bloquearon el acceso vehicular sobre el Bulevar del Niño Poblano por más de una hora.


Andrade Pacheco reclamó que la administración del hospital se rehúsa a reconocer su contrato laboral que han defendido desde hace 24 años.

Explicó que el acto de protesta se realizará afuera de las instalaciones, para evitar cualquier intento de despido de las autoridades.

A tres años de su centralización, trabajadores del Hospital para el Niño Poblano hicieron público una serie de irregularidades en las que opera el nosocomio, que incurre en la violación de sus derechos laborales.

HNP protesta
Integrantes del Sindicato Único de Trabajadores del Hospital del Niño Poblano se manifestaron frente a las instalaciones nosocomio. FOTO: ES Imagen

El líder sindical además acusó que el gobierno estatal les aumentó la carga de trabajo, mientras padecen desabasto de fármacos e insumos y no han recibido incremento salarial desde la incorporación a la Secretaría de Salud del estado en 2013.

Además, resaltó que el nosocomio de alta especialidad es el único en Puebla que está atendiendo a los menores de diversos padecimientos, pues reveló que ni el Hospital de Traumatología y Ortopedia “General Rafael Moreno Valle” recibe a niños, derivado de accidentes en carretera.

El pasado 4 de julio, el sindicato solicitó la toma de nota a la Junta Local de Conciliación y Arbitraje, la cual se supone sería entregada en 60 días después de la petición, la cual arguyó no está sujeta a la decisión del gobierno estatal.

Sin embargo, la Secretaría de Salud del Estado de Puebla (SSEP) informó en un comunicado que “el emplazamiento a huelga es un acto que carece de legalidad debido a que el grupo de trabajadoras y trabajadores que pretende suspender labores en cualquier momento, no está reconocido ante la Junta de Conciliación y Arbitraje, razón por lo que esta autoridad no aprobó dicha petición de huelga”.

Al respecto, el secretario General reviró que en efecto no cuentan con toma de nota, pero la nueva dirigencia cumplió con lo que marcan los estatutos, y nunca se dio de baja el sindicato a pesar de la desaparición del hospital como organismo descentralizado.

HNP Sindicato Protesta
Miembros del Sindicato de Trabajadores del HNP durante la protesta.

Explicó que, con base al reglamento que constituyeron el sindicato y en atribuciones de la ex dirigente Mónica Valencia, se efectuaron diferentes asambleas para nombrar al nuevo comité sindical.

El gobierno tomó la decisión unilateral de extinguirnos, pero esto nunca pasó porque estamos legalmente constituidos. Tenemos acta notarial, donde cede la dirigencia Mónica Valencia, en una asamblea de trabajadores, la petición de la toma de nota y la solicitud del reconocimiento ante la autoridad estatal, aclaró.

Incluso, el médico Sixto Andrade Pacheco dijo que cuentan con un contrato de manera indefinido a partir de 2014, al que se sujetó la Secretaría de Salud.

El galeno lamentó que no exista voluntad por parte del gobierno para mejorar sus condiciones salariales y laborales, luego de sostener anoche una reunión con el subsecretario de Salud y la responsable del área de recursos humanos, Patricia Sánchez, quienes los amagaron con no incurrir en ilegalidades o procederán contra sus actos.

Es paradójico que seamos el mejor hospital del sistema de salud, cuando se nos maltrata laboralmente, insistió el pediatra.

Actualmente, la plantilla laboral del HNP está conformada por 620 trabajadores, de los cuales se supone, según el contrato, el 80 por ciento deben ser empleados sindicalizados, y el 20 por ciento de confianza.

La incorporación del Hospital para el Niño Poblano a la Secretaría de Salud del estado perjudicó a alrededor de 700 trabajadores, adscritos a ese nosocomio, con la desaparición del sindicato que los representaba.