Les debemos una elevada a la “n” potencia

Tengo la suerte de tener cerca de mí a una persona joven que prestó sus servicios durante 40 días –del 1º de junio al 10 de julio– en el Instituto Electoral del Estado (IEE) como Capacitador Asistente Electoral (CAE) para la jornada electoral del 1º de julio pasado.

En días pasados tuvimos la oportunidad de reunirnos. Muy asustado por la violencia y las anomalías el 1 de julio, me contó sus experiencias y lo que observó en el distrito al que fue adscrito, sin poderle dar un orden y una lógica clara que hilara los hechos de violencia reportados, el número de muertos y el actuar de los funcionarios del IEE adscritos al mismo distrito local.

Al ver el video del “Decálogo del Fraude en Puebla 2018” de La Jornada de Oriente, pudo hilar, paso a paso, el actuar meticuloso cotidiano extraño, fuera de lo que se les había capacitado, de los funcionarios del IEE con un objetivo claro de estropearlo todo ya que les cambiaban las instrucciones constantemente.


Desde antes de los sucesos en el hotel M&M el pasado 3 de julio, los periodistas de La Jornada de Oriente han realizado lúcidas e incansables investigaciones en referencia a la manera de actuar del ex gobernador Rafael Moreno Valle Rosas y su gente. Es el caso de los videos publicados por La Jornada de Oriente, a partir del 5 de junio pasado –”Decálogo del Fraude Puebla 2018”– que pudimos constatar con claridad contundente y secuencia de los hechos observados, el modus operandi (MO) como si de un libro de texto se tratara, en el seguimiento de todo el proceso desaseado evidenciado en múltiples videos y reportes tanto de militantes de Morena como de la prensa que los acompañó ese día.

Dichos videos fueron altamente aleccionadores a mi joven conocido que los compartió a sus compañeros del CAE para su información.

En nombre de los jóvenes que votaron por primera vez, –y los jóvenes que hemos votado multiplicidad de veces– gracias.

Les debemos una elevada a la “n” potencia.