La Sener intenta imponer la hidroeléctrica en la Sierra Negra, advierten pobladores de esa región

Tehuacán. Pobladores de Coayolapa y Pozotitla, así como organizaciones que les brindan apoyo en su rechazo a la instalación de la hidroeléctrica que la Minera Autlán pretende construir en los ríos Coyolapa y Atzala, manifestaron que existe la intención por parte de la Secretaría de Energía (Sener) de imponer la realización de una consulta para avalar el proyecto.

Amador Montalvo, del municipio de Coyolapa y César García Jiménez, de Pozotitla, explicaron que en días pasados llegó a la segunda comunidad Carmen Álvarez, representante de la Secretaría de Energía, con el objetivo de aplicar una consulta, sin embargo ante la oposición de un grupo accedió a someter a votación la aplicación de esa consulta, lo cual dio como resultado 151 votos en contra y 148 a favor.

Con esos resultados se entendió que ya no se debe realizar dicha consulta; sin embargo, dijeron, la representante de la Sener dijo que lo único que ese ejercicio arrojó es que no se consultaría sobre la aprobación de la hidroeléctrica a las personas que votaron en contra, lo que fue calificado por los inconformes como una artimaña para imponer el proyecto en la Sierra Negra.


Dieron a conocer que la situación derivó en una división entre los pobladores e incluso hubo quienes se enfrentaron a golpes, por lo cual responsabilizaron a la Sener y sus representantes si es que al tratar de imponer la hidroeléctrica se generan enfrentamientos más violentos que lleguen hasta el derramamiento de sangre.

Por su parte Omar Esparza, líder del Movimiento Agrario Indígena Zapatista (Maiz), que brinda apoyo a los opositores a la hidroeléctrica, manifestó que en próximos días habrá movilizaciones para la toma de las oficinas de la Sener, a fin de exigir el respeto al resultado de la votación en la que la mayoría de los habitantes en Pozotitla rechazaron no solamente la consulta sino el proyecto en general.

Indicó que existen documentos previos a través de los cuales se puede demostrar que no solo en Pozotitla, sino en toda la región que se verá afectada con la hidroeléctrica, son más los que se oponen a la instalación de esa empresa, debido a que todos saben que se trata de un proeycto que les va a despojar de sus recursos naturales, lo cual es lo único que tienen en esa alejada región poblana.

“Vamos a tomar acciones directamente en sus empresas para manifestarles nuestra inconformidad” expresó Omar Esparza, al resaltar que no solo habrá manifestación en la Sener, sino también en las instalaciones de la Minera Autlán, pues dijo que la lucha por la tierra y el agua en la Sierra Negra va a continuar, porque se trata de un derecho de los pueblos originarios que no puede detenerse.