La Cornada

Que las paredes hablen, se dijo en 1968. Hoy en Puebla, 47 años después, debemos luchar por lo mismo