México registra lento crecimiento económico: IMEF

Si bien la economía de México sigue creciendo, su ritmo actual es lento, informó el IMEF. En la imagen, menor vendiendo artesanías en inmediaciones de la Catedral Metropolitana de la CDMX en imagen de archivo. Foto María Luisa Severiano

Si bien la economía de México sigue creciendo, su ritmo actual es lento y la negociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) representa un riesgo, de acuerdo con el indicador del Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF) de octubre.

Los datos correspondientes al noveno mes del año, muestran que el IMEF Manufacturero tuvo un retroceso de 0.5 por ciento al ubicarse en 54.4 unidades. Sin embargo, al estar aún por arriba de las 50 unidades, permanece en la zona de expansión por quinto mes consecutivo y su tendencia ciclo se incrementó 0.4 para llegar 53.2 unidades.

Mientras que el No Manufacturero tuvo un comportamiento ligeramente negativo, al disminuir 0.4 puntos, para quedar en 51.9 unidades, lo cual significa su sexto mes consecutivo en la zona de expansión. En tanto, su tendencia–ciclo no reportó grandes cambios por séptima ocasión y se ubicó en 52.5 unidades.

El IMEF sostuvo a pesar del retroceso mostrado en ambos indicadores y al ubicarse aún por arriba de las 50 unidades, la economía del país refleja crecimiento a principios del cuarto trimestre del año, pero lento. A esto se suma el riesgo de no lograr una negociación adecuada para el TLCAN.


Abundó que si bien el desempeño favorable de la economía de Estados Unidos significa una buena noticia para México, existe una influencia adversa sobre la evolución del valor externo de la moneda mexicana, causada por la incertidumbre de que continúe el pacto comercial vigente desde hace 23 años.

En sus comentarios, el IMEF también subrayó que la inversión fija aún representa un lastre para el crecimiento, mientras que el consumo aún sigue siendo unos de los motores de la economía, a pesar de la desaceleración que muestra.

Sobre el sector externo, resaltó la tendencia al alza de las exportaciones no petroleras, así como el crecimiento de la importación de bienes intermedios y de capital. Hizo hincapié en que los sismos de septiembre pasado pueden afectar más la contracción de la venta nacional de autos, la cual vive un buen momento en sus ventas al exterior.

El IMEF comentó que el cierre del año pueden observarse “ciertas presiones transitorias en el componente no subyacente” de la inflación derivadas de los efectos rezagados de los huracanes que azotaron a los Estados Unidos este año.