Sector franquicias no acepta horario restrictivo de venta de alcohol; emprenderá batalla jurídica

Socios de la Red Mexicana de Franquicias (RMF) emprenderán una batalla jurídica para revertir el horario restrictivo de venta de alcohol, al considerar que la inseguridad deriva no de la comercialización de bebidas embriagantes sino de la ineficacia de la Fiscalía General del Estado (FGE) para aplicar el nuevo Sistema de Justicia Penal.

El vicepresidente de la agrupación, Francisco Lobato Galindo, estimó que la afectación durante noche y madrugada por la imposibilidad de vender alcohol en botella cerrada, es de alrededor del 25 por ciento.

Defendió que ni las tiendas de conveniencia ni las empresas fabricantes de las bebidas tienen culpa de la inseguridad que se vive en Puebla, ya que la falta de personal capacitado, de recursos económicos y tecnológicos en la FGE ocasiona que los delincuentes queden en libertad, y sin embargo pasan a los comercios la factura de estas deficiencias.


Ahondó que la inseguridad es multifactorial, por lo que el gobierno municipal de Luis Banck Serrato debiera exigir a la autoridad estatal invertir más recursos para la prevención y combate de delitos, en lugar de construir obras innecesarias.

“Señor alcalde, si usted quiere terminar con la ola de delincuencia que vivimos los poblanos, que nos tiene asolados; por favor diríjase a la Fiscalía y al gobierno del estado para que subsanen estas deficiencias en la implementación y en vez de andar construyendo obras que son insensatas e innecesarias si las priorizamos para Puebla, mejor destinen esos recursos para que tengamos un adecuado sistema de justicia”.

Lobato Galindo acusó que el estudio que realizó Evaluare, con el que sustentan no solo la aplicación de horas específicas para la venta de alcohol sino la extensión de esta medida  a otros municipios de la zona conurbada, no es confiable y fue hecho a modo.

Por esa razón también decidieron no sumarse a las autoridades, a diferencia de lo que ocurrió con la prueba piloto que se realizó a finales del 2017.

“El  estudio que exhiben es cuestionable porque se nos hace que fue hecho a modo, se nos hace que fue comprado para que diera ese resultado; es evidente”

Lamentó que mientras los gobiernos se ocupan de temas como el del alcohol, los poblanos  sigan siendo víctima de la impunidad y delincuencia, que al llegar a altos niveles ha propiciado linchamientos.