Comunicado

 

Por Consejo Tiyat Tlali

30 de Junio del 2015


 

A los afectados por la imposición de proyectos de muerte

A los medios de comunicación nacional e internacionales

A los organismos defensores de los derechos humanos

Al pueblo de México

 

El pasado domingo 21 de junio del presente año en el portal electrónico municipios puebla.com.mx fue publicada la nota: Marchan a favor de proyecto hidroeléctrico en San Felipe Tepatlán (http://municipiospuebla.com.mx/nota/2015-06-21/interiores/marchan-favor-de proyectohidroel%C3%A9ctrico-en-san-felipe-tepatl%C3%A1n). El artículo es una publicación anónima ya que no fue firmada por reportero alguno. Al respecto manifestamos:

La “nota” refiere en sus párrafos que Silvia Villaseñor es “dirigente” del Consejo Tiyat Tlali. Dicho señalamiento pone en situación de riesgo a nuestra compañera Silvia, toda vez que se focaliza hacia ella como si fuera la responsable de que comunidades indígenas y campesinas de la región, se opongan a la imposición de la hidroeléctrica de la empresa COMEXHIDRO. El CTT es una red plural de organizaciones de la sociedad civil, que luchamos en contra de los proyectos de muerte y en favor de la autodeterminación de los pueblos. Desde el Consejo nos hemos conducido bajo el principio de la responsabilidad y liderazgo compartido, entre las mujeres y los hombres que asumen la lucha por la defensa de su territorio. Por lo anterior manifestamos que no tenemos ningún dirigente. Silvia Villaseñor es una de las compañeras que reconocemos y respaldamos ampliamente como integrante del Consejo, de quien valoramos su postura valiente en el acompañamiento a los pueblos que asumen la lucha contra los proyectos de muerte.

En el proceso organizativo de las comunidades de la región para evitar la imposición de la hidroeléctrica, las decisiones han sido tomadas en asambleas comunitarias en las que los propios afectados han tomado los acuerdos de manera consciente e informada. Quienes hemos participado del lado de la lucha de las comunidades en defensa de su derecho a la autodeterminación, hemos aportado datos académicos, técnicos, testimonios de las afectaciones, información que las instituciones gubernamentales y la propia empresa tendrían que haber difundido previo a iniciar cualquier trabajo de la hidroeléctrica.

La nota a la que nos referimos, más que ser informativa, es una clara amenaza de la empresa COMEXHIDRO por medio de sus personeros Gabino López Rivera y Carlos Rivera Aldana; tan es así que las expresiones “A las organizaciones que vienen de otros estados y municipios les pedimos que nos dejen en paz” y la solicitud al alcalde Ramón Dávila de que “asegure la paz social en la que ha vivido el municipio”, son las mismas que en otras comunidades de la Sierra Norte empresarios, caciques y representantes del gobierno estatal y federal difunden como antesala a represiones contra los afectados y organizaciones solidarias con sus luchas.

En la nota Carlos Rivera afirma que las “consultas” fueron realizadas en tiempo y forma, omite decir que fue precisamente en una de esas  supuestas “consultas” el día 24 de abril en la cabecera municipal de San Felipe Tepatlan, en la que los afectados se manifestaron en contra de la hidroeléctrica y manifestaron su rechazo a un proceso de simulación de consulta que no se ha llevado a cabo bajo los términos que establece la ley exigiendo a los funcionarios de la Secretaría de Energía y de la CDI su retiro de la comunidad.

COMEXHIDRO y las autoridades estatales y federales están preparando las condiciones para justificar actos violentos hacia la población que busca defender su derecho a la autodeterminación y hacerlo pasar como conflictos intercomunitarios, así como la conformación de grupos pagados por la empresa que actúan como paramilitares.  Tal fue el caso del surgimiento de las llamadas Autodefensas en la región de Zongolica en febrero de este año, dirigidas por Román Vázquez González, quien en su momento ha declarado públicamente estar en contra de las personas o grupos que se opusieron al Proyecto Hidroeléctrico Veracruz de COMEXHIDRO. Otro caso fue el de Olintla el pasado enero de 2013, cuando pretendieron linchar a más de 70 personas retenidas que se oponían a la imposición de la hidroeléctrica de Grupo México.

La reforma neoliberal energética se convirtió en la justificación de empresarios y gobierno para criminalizar, despojar y aniquilar a los movimientos que luchan en defensa de sus comunidades. Situación que se agudiza en medida que más comunidades a lo largo y ancho del `país ven en estos proyectos energéticos la forma en cómo se amasan fortunas, mientras los afectados se ven desplazados de manera forzada de sus comunidades, violentando los derechos más fundamentales.

En conclusión: La nota anónima no es informativa, es una clara amenaza a nuestra compañera Silvia Villaseñor, a los afectados que se organizan en defensa de sus derechos y a las organizaciones y personas solidarias con la lucha que han emprendido las comunidades indígenas y campesinas de esta región de la Sierra Norte. Por ello, hacemos responsables a COMEXHIDRO, a Rafael Moreno Valle y a Enrique Peña Nieto de la integridad física y psicológica de nuestra compañera Silvia Villaseñor, de las familias que están opuestas a la construcción de la hidroeléctrica Puebla 1 y de las organizaciones que se solidarizan con la lucha de las comunidades contra la imposición de dicho proyecto.

Hacemos un llamado solidario a todas las personas sensibles y a las organizaciones de defensa ambiental y de derechos humanos a pronunciarse públicamente a efecto de que cese el hostigamiento y las amenazas en contra de las comunidades que luchan contra la imposición de la hidroeléctrica Puebla 1 de la empresa COMEXHIDRO