Candidatos de oposición denuncian yerros del gobierno estatal en debates distritales

Con denuncias de favoritismo a la alianza Puebla Unida, se llevaron a cabo los debates entre los candidatos a diputados de los siete distritos electorales de Puebla, donde la constante fueron las críticas por parte de los candidatos de la Coalición 5 de Mayo (PRIPVEM) y el PT contra el gobierno de Rafael Moreno Valle, por la construcción de obras faraónicas, el crecimiento de la inseguridad, el desempleo y la supresión de los programas sociales.
En tanto, los candidatos de la alianza Puebla Unida (PAN, PRD, Panal, Compromiso por Puebla) defendieron la permanencia de la megacoalición en el poder, recordando el gobierno de Mario Marín Torres.
La principal inconformidad durante el desarrollo de los debates se produjo por el dispositivo de seguridad que se instaló en los consejos distritales del Instituto Electoral del Estado (IEE), donde se realizaron los encuentros el viernes pasado.
Los trabajadores del IEE no permitieron el acceso a simpatizantes de la Coalición Cinco de Mayo, pese a que habían sido acreditados previamente; pero se mostraron flexibles con los prosélitos de la alianza oficial Puebla Unida, quienes pudieron ingresar al recinto sin mostrar credenciales ni acreditaciones, dejando una sensación de favoritismo; situación que confirmó el candidato del Distrito 14 de Cinco de Mayo Héctor Sulaiman.
La población en general podrá acceder a los debates distritales a través de la página http://
www.debatespuebla2013.org/, donde ayer todavía no se encontraba disponible el realizado en el Distrito XII de Puebla capital, pese a que ya habían transcurrido dos días desde que se efectuó.
Según una revisión realizada por La Jornada de Oriente, las confrontaciones más ríspidas se registraron en los distritos X, XI, XIV y XV donde los candidatos de Puebla Unida son los ex funcionarios del gobierno estatal y municipal Patricia Leal, Pablo Montiel, Pablo Rodríguez y Jorge Aguilar, respectivamente, a quienes sus adversarios cuestionaron por permitir que el gobierno del estado quitara 300 policías a la capital y responsabilizaron del incremento de los robos con violencia en 48 por ciento, así como del lugar 25 que ocupa Puebla en desarrollo social.
Las respuestas de Leal, Montiel, Rodríguez y Aguilar fueron similares: presentaron estadísticas que aseguran mejorías en el nivel de vida de Puebla y pidieron no permitir “el regreso del PRI de Mario Marín”; no obstante algunos de los datos que esgrimieron fueron rebatidos por los candidatos adversarios, como fue el caso de la petista Estefania Vázquez, quien acusó a Rodríguez de manipular las estadísticas en materia de empleo y crecimiento económico, así como del priista José Doger, quien acusó que el abasto de medicamentos de 99.2 por ciento defendido por Chedraui no corresponde con las denuncias de los poblanos.