Acusa la CNTE Puebla desvío de recursos del CAPCEE a través del programa “Escuelas al Cien”

Siguen en aulas improvisadas mil 400 alumnos luego del sismo del 19 de septiembre.

Durante el último año, el programa “Escuelas al CIEN” (Certificados de Infraestructura Educativa Nacional) invirtió más de 13.7 millones de pesos en la rehabilitación y equipamiento de instituciones educativas públicas en el estado de Puebla, las cuales en su mayoría sufrieron daños, algunos irreparables, tras el terremoto del pasado 19 de Septiembre (19S).

Esto deja al descubierto un posible fraude o el desvío de recursos federales por parte del Comité Administrador Poblano para la Construcción de Espacios Educativos (Capcee), denunció este miércoles el profesor Jorge Cabrera Cantenco, integrante de la CNTE en el estado.

En entrevista con La Jornada de Oriente, el docente dijo que el sismo dejó una serie de irregularidades al descubierto, como es la falta de capacidad de la Secretaría de Educación Pública (SEP) para enfrentar la contingencia, el desatino de las pruebas docentes para permanecer en la plaza laboral, así como los posibles fraudes de las autoridades en la reparación de planteles.


Antes del terremoto, informó que se invirtieron 13.7 millones de pesos en materia de infraestructura y compra de mobiliario y computo en escuelas poblanas.

Argumentó que una de estas instituciones fue el Centro Escolar del municipio de Izúcar de Matamoros que será demolido en su totalidad, como otras 77 escuelas de la entidad en las localidades de Puebla, Chiautla de Tapia y Tehuitzingo, cercanos a la zona del epicentro.

En el caso específico del Centro Escolar de Izúcar, denunció que los maestros ni los alumnos saben a donde serán reubicados para retornar a clases, pues no hay alternativas de espacio, cuando construir el nuevo plantel les llevará cerca de medio año.

Al respecto, Jorge Cabrera advirtió que si no hay respuesta oportuna de la SEP, existe el riesgo de que se pierda el ciclo escolar 2017-2018.

En Izúcar, el maestro precisó que el programa “Escuelas al CIEN” invirtió solo en el nivel Primaria del Centro Escolar más de 3 millones de pesos que hoy se fueron directo a la basura.

“‘Escuelas al CIEN’ es un fraude porque el sismo evidenció que el Capcee, a cargo de la construcción de escuelas en Puebla, utilizó materiales de baja calidad o simplemente desvió el recurso”, señaló.

El docente aclaró que la reconstrucción de escuelas nada tiene que ver los directivos ni los padres de familia, pues el recurso procede del gobierno federal al estado.

Por otro lado, informó que alrededor de 6 mil escuelas de los 12 mil 700 planteles en el estado regresaron a clases el pasado 25 de septiembre en 105 municipios de la entidad, sin la revisión ni un dictamen de Protección Civil a sus edificios.

El dirigente de la CNTE reveló que estas 6 mil escuelas sólo fueron inspeccionadas por los maestros y tutores –sin tener conocimientos en construcción-, quienes enviaron fotografías del inmueble a la SEP, donde desde una oficina se tomó la determinación si tenían daños estructurales o no.

A esto sumó que el resto de las escuelas, más de 6 mil 500, se encuentran sin labores y sin información para cuándo regresar a clases.

Esta situación, dijo, no sólo afecta a los estudiantes sino también al docente, pues ya se corrió la versión que para reponer clases tendrán que laborar en periodos vacacionales, para evitar perder el ciclo escolar.

En respuesta, la CNTE en Puebla dijo que los maestros no son responsables de la incapacidad de la SEP para regresar en un tiempo menor a las aulas.

Se contradice Capcee y SEP en demolición de escuelas

Al final, el maestro Jorge Cabrera denunció que el Capcee y la SEP Puebla no asumen una misma postura en la reconstrucción o demolición de escuelas dañadas por el terremoto.

“Mientras la SEP determina que la escuela será derrumbada por los daños estructurales, comprobados por el dictamen de Protección Civil, el Capcee quiere ahorrarse unos pesos y poner en riesgo la vida de los estudiantes, al contradecir la decisión y decidir que el edificio no será demolido”, condenó.

De fondo, consideró que esta postura asumida por el gobierno estatal se debe a que quiere ahorrar el dinero, para que sea utilizado en el proceso electoral en puerta de 2018.

Para apoyar esta tesis, dijo que el titular del Capcee es actualmente el ex secretario de Educación en Puebla, Jorge Cruz Bermúdez, “quien es un político hábil, conoce bien las finanzas y el negocio que se puede emprender desde la SEP”.

Al último, insistió que si en verdad el gobierno federal y estatal quiere reconstruir escuelas, que se cancele en definitiva las pruebas de permanencia de los docentes, y el recurso que se utiliza para ello.

“Exigimos que la SEP nos quiten la carga administrativa y se suspendan pruebas de permanencia, porque no se puede subir evidencia a la plataforma cuando llevamos tres semanas sin clases en varios estados del país”, concluyó.