Logo de La Jornada de Oriente
Cargando...

Para hacer ruido luchemos contra el ruido

Por: Ramón Beltrán López

2012-10-09 04:00:00

 

El sábado pasado me dirigí a tomar un café en el portal, con los amigos de siempre, con los hijos de los amigos, con los nietos de los amigos.

Festines que en ocasiones nos concede la vida.

El escándalo era mayúsculo. El ruido aturdía, como suele suceder casi todos los sábados, y hacía muy difícil entablar cualquier diálogo.

En el lado oriente del zócalo capitalino estaba, como suele hacerlo para deleite de los poblanos, una orquesta que intentaba hacer llegar sus acordes al público fiel que ocupa –sábado a sábado– las escasas sillas colocadas bajo el enlonado.

Sin embargo, las bocinas situadas alrededor de la fuente de San Miguel hacían imposible escuchar cualquier acorde. A todo volumen, atronaban sin piedad los tímpanos de los paseantes, e impedían que los melómanos ahí presentes disfrutaran las notas musicales de la orquesta.

Esto no resulta nada  extraño. Los fines de semana el zócalo angelopolitano se convierte en un zoco argelino donde se pierde la tranquilidad... y la paciencia. Sin orden ni concierto puede oírse simultáneamente a los grupos invitados al Festival anual, a los músicos de la orquesta, los altavoces de los integrantes de una manifestación que pasa por el zócalo y se dirige a Casa Puebla y, además, los provenientes de algún plantón o huelga de hambre. De esas que nunca terminan por inanición. Y que tampoco sufren de hambre.

En estas ocasiones es preferible emprender la huída.

Obviamente las oficinas del ayuntamiento estaban cerradas... y desiertas. Nadie se percataba.

Esto que narro sucede desde hace ya  muchos meses. En ocasiones el ruido se incrementa, en otras solamente disminuye.

Sin embargo, en esta ocasión huí, pero confortado por la esperanza.

El ayuntamiento de Puebla, a iniciativa de la regidora Verónica Mastretta, emprenderá una campaña contra los ruidos innecesarios, contra las camionetas de sonido que nos aturden, contra los vendedores de empanadas y de tamales que utilizan magnavoces. Ah, y también contra los vendedores de cilindros de gas que contribuyen en buena medida al escándalo ensordecer que nos aturde.

¡Y es que ya, ahora sí, explicó la también gerente de Puebla Verde, A. C. se aplicará una norma oficial mexicana, emitida desde 1994!

¿Y por qué hasta ahora, se preguntará el lector, si data de hace casi 20 años?

¿Acaso tendrá que ver con la silla vacía en el gabinete estatal? ¿La que dejó Amy Camacho? ¿Será que es necesario hacer ruido, hacerse notar, haciendo ruedas de prensa, para salir en la foto... en las primeras planas?

Y es que la silla vacía no es cualquier silla. Aunque después de Castillo Montemayor haya quedado  una silla muy grande, tan grande, que no parece haber candidatos a llenarla.

Aunque ya Puebla Verde cuenta con una cabeza de playa en esa dependencia. Daniela Migoya Mastretta es directora jurídica en la secretaría que dejó vacante Amy Camacho. Su hermana Lorena Migoya Mastretta también encontró acomodo en Vinculación Ciudadana del DIF estatal. Y su tío, Rafa Velazquez Mastretta en el ayuntamiento, en la subdirección del Deporte.

Ya lo decía el “Tlacuache” Garizurieta: “vivir fuera del presupuesto es vivir en el error”. Este resultó el sexenio “familiar”. Y tal vez si seguimos buscando encontraremos algún otro. U otros.

Hace algún tiempo Mario Alberto Mejía escribió: “hay que decir que detrás de la campaña que se le avecina a Henaine en el programa Punto de Partida hay otra mano poderosa: la del cuñado de Verónica Mastretta: el influyente intelectual Héctor Aguilar Camín.

“La suma de todo esto hace ruido, y hará más ruido sin duda.

“Pero otra duda mata: ¿estos son los mismos personajes que están detrás de la reciente embestida que sufrieron apenas el rector de la UAP, Enrique Agüera Ibáñez, y una docena de empresarios poblanos a quienes ligaron al lavado de dinero y al narcotráfico?

“(Por cierto: en Acento 21, luego de semanas enteras de llevar como nota principal el Escándalo Agüera, el asunto se desvaneció y desapareció por completo. Quienes esperaban ver el reportaje del jueves pasado, realizado por Fátima Monterrosas para Punto de Partida, simplemente se quedaron con las ganas. Nada. Ni una pista. Ni una línea. El asunto se borró)”.

Pasaron los años, huyeron los días y ahora, curiosamente, Puebla Verde recibió 10 millones de pesos, de parte del rector Aguera, para construir el “Parque o jardín del Ajedrez”, en el Complejo Cultural Universitario. Sin licitación de por medio. Por supuesto. Y no hay casualidades.

Antes fueron siete millones de pesos, de los de entonces, por parte del  gobierno de Melquiades Morales, para el Jardín del Arte.

¿Cómo es posible que una Asociación Civil, supuestamente no lucrativa,  se transforme en contratista de la UAP?

Finalmente, todo esto, proviene de recursos fiscales, de dinero público. Como el de San Baltazar.

Y en la época de la transparencia es necesario rendir cuentas.

Tal y como lo pidiera el Gobernador electo Rafael Moreno Valle en un desplegado firmado también por todos los integrantes de Puebla Verde, Josefina Buxadé, etcétera, el 18 de noviembre de 2010, dirigido a Felipe Calderón:  “...Es por todo ello que los aquí firmantes solicitamos la intervención inmediata del gobierno federal para que en el ámbito de su competencia actúe en forma determinante para garantizar la correcta rendición de cuentas que nos fue prometida por usted, aquél 17 de febrero de 2006 en nuestro territorio...

Veremos.

Mientras tanto, la Secretaría de Sustentabilidad, Medio Ambiente y etcétera, es un platillo nada despreciable. Y está vacante.

Hay manos que se levantan...

Share
La Jornada
Nacional Michoacan
Aguascalientes Guerrero
San Luis Veracruz
Jalisco Morelos
Zacatecas  
Tematicas
Defraudados Izquierda
AMLO Precandidatos 2012
Servicios Generales
Publicidad
Contacto
© Derechos Reservados, 2013. Sierra Nevada Comunicaciones S.A. de C.V.