Logo de La Jornada de Oriente
Cargando...

Modernización de la producción de manzana en Puebla

Por: Sergio López Cuevas

2012-09-24 05:30:05

Actualmente Puebla es el cuarto lugar nacional por
el volumen de su producción de manzana, con más
de 35 mil toneladas producidas anualmente

El cultivo de la manzana en Puebla se remonta a tiempos de la Colonia, principalmente en la Sierra Norte; pero que hoy por hoy se encuentra en la mayoría de sus municipios. Actualmente Puebla es el cuarto lugar nacional por el volumen de su producción de manzana, con más de 35 mil toneladas producidas anualmente. Si usted vive en alguna ciudad del estado, encontrará en los supermercados y tiendas de autoservicio manzanas provenientes de Chile, Estados Unidos, Chihuahua y algunas veces de Argentina y hasta de China, pero no de Puebla. Entonces, ¿dónde están esas miles de toneladas de manzana producidas en Puebla? Por su baja calidad, la inmensa mayoría de esas manzanas alimentan la industria y eventualmente volverán a Puebla como componente de jugos, mermeladas y otros productos. Aún y cuando la industria paga los precios más bajos del mercado, el cultivo de la manzana en Puebla suele tener una relación beneficio–costo positiva. En el caso de la fruta destinada a la industria, el precio pagado al productor en general ha variado en los últimos dos años desde 70 centavos hasta 1.20 pesos por kilo. En estos casos, la inversión que hace el productor es prácticamente nula, pues el intermediario se encarga la cosecha y el cultivo recibe muy poco manejo. La primera conclusión es que en Puebla existen condiciones ambientales propicias para el cultivo de la manzana y que el principal problema a resolver es el bajo valor de la producción por hectárea. El valor de la producción de manzana está determinado por la calidad y el rendimiento. La calidad de la manzana depende a su vez de la variedad, y el tamaño, forma, sanidad y firmeza de la fruta. La variedad “rayada”, en sus versiones normal y temprana, es la que más se produce en Puebla. Esta variedad aún y cuando llega a alcanzar muy buen calibre o tamaño, tiene una apariencia que no corresponde a una variedad moderna y presenta problemas sanitarios, principalmente su alta sensibilidad a la roña (Venturia inequalis) y otras pudriciones. La segunda variedad tradicional en Puebla es la winter banana, también conocida como chapeada, payaso y california, que si bien tiene menos problemas sanitarios que la rayada, también es una variedad obsoleta. Aunque nadie sabe su número exacto y características, existen más variedades tradicionales, como la “peruana”, “chipona”, “san juanera”, etcétera. Las huertas tradicionales generan rendimientos de 4.5 a 5 toneladas en promedio, pero pueden elevarse hasta las 9 cuando estos huertos reciben manejo. El valor de esta producción se incrementa hasta los 10 mil pesos/ha cuando los productores seleccionan las mejores manzanas, las limpian y las llevan a mercados regionales a vender por kilo, pero esto rara vez ocurre.

El Colegio de Postgraduados campus Puebla está haciendo esfuerzos por elevar el valor de la producción de manzano en el estado a través de un programa de modernización de los huertos, integrado básicamente por los componentes de capacitación a productores y técnicos, incorporación de innovaciones e investigación. Las metas del programa es que el rendimiento promedio de un huerto maduro promedie 25 t/ha con un valor estimado de 7 mil 500 pesos por tonelada. Estas actividades se realizan en la sierra oriente (con apoyo de la Fundación Produce Puebla), Sierra Norte (con apoyo del Instituto Tecnológico Superior de la Sierra Norte de Puebla) y valle de Puebla. El esfuerzo más importante en Puebla a favor de los productores de manzana que actualmente se está haciendo es el establecimiento del Módulo de Capacitación e Investigación en Frutales, ubicado en la región de Serdán, entre las comunidades de La Estación y Santa Inés. Este módulo lo está creando el Colegio de Postgraduados campus Puebla en la Microrregión de Atención Prioritaria Oriente de Puebla y se espera que se convierta en la referencia estatal para el cultivo del manzano, pues ahí se concentra la colección de patrones de la serie Geneva, provenientes de la Universidad de Cornell; la colección de patrones clásicos, procedente de la UNIFRUT Chihuahua, así como de las variedades que a lo largo de más de 20 años de investigación, se han ido introduciendo al estado por las diferentes instituciones y productores. En el citado módulo también se establecerán los proyectos de investigación que son prioritarios para Puebla, como son el estudio del efecto de la interacción entre compensadores de frío y raleadores de fruto sobre el rendimiento y la calidad del fruto; el efecto sobre la calidad y rendimiento del fruto de la interacción entre distancias de plantación y vigor de portainjertos, el efecto de los inhibidores de la síntesis de etileno sobre la calidad del fruto en postcosecha; etcétera. La capacitación versará sobre las prácticas modernas para la producción de manzana, como es la optimización del riego y captación de agua de lluvia, calibración de equipo para aplicación de agroquímicos, diseño de plantaciones, prueba de equipo adecuado para huertas pequeñas, manejo de la fruta en postcosecha, etcétera.

En los huertos modernos, el máximo valor de la producción se encuentra en una correcta combinación de calidad de la fruta y rendimiento, pues la mayor calidad se consigue disminuyendo el rendimiento y un mayor rendimiento reduce la calidad. Este balance varía de acuerdo con las condiciones de cada región, de la variedad y el comportamiento del mercado.

1) Factores relacionados a la calidad del fruto

a) Variedad. Para la Sierra Oriente se están recomendando las variedades del grupo de las gala, preferentemente la gala brookfield, y de las tipo golden la golden glory y la supreme y como última opción, la top red. Para el valle de Puebla se sigue recomendando la agua nueva II, pero no para la Sierra Norte, por su alta sensibilidad a la suberinización o acorchamiento de la epidermis.

b) Carga de los frutos. La carga de frutos es el principal factor que afecta su calidad, principalmente el tamaño y la resistencia a enfermedades en postcosecha. Se está recomendando que una carga de 13 a 15 frutos por cm2de sección transversal de tronco a 30 centímetros sobre el nivel del suelo, para obtener frutos entre 140 y 160 gramos, con excepción de las galas, que requieren menores cargas.

c) Sanidad. La roña (Venturia inequalis) daña severamente la epidermis de la fruta, quitándole su valor comercial para el consumo en fresco. Esta enfermedad se está tratando con aplicaciones periódicas de fungicidas que inician en la floración.

d) Granizo. El granizo daña la fruta, que puede llegar a perder todo su valor como fruta para consumo en fresco. Por esta razón se ha ido impulsando la colocación de mallas antigranizo en los huertos más adelantados.

2) Factores relacionados al rendimiento

a) Densidad de población. El número de árboles por hectárea es el principal factor que determina el rendimiento en un huerto de manzano. A su vez, el número de árboles por hectárea depende principalmente del tamaño de los mismos. Existen patrones que enanizan a los árboles, como son el M.9, B.9 o G.30. Pero su reducida capacidad para explorar el suelo en busca de humedad, así como la necesidad de establecer soportes o tutores, aumenta considerablemente los costos de establecimiento. Debido a lo anterior, se ha decidido usar patrones semi vigorosos. Estamos recomendando el EMLA7, que presenta mejores resultados bajo las condiciones locales. La densidad de población también depende de la forma de la copa, por ello se está fomentando el sistema Tall Spindle, que se caracteriza por tener un eje principal, con ramas laterales que no se permiten crecer para no lleguen a ser competencia para el eje o tallo principal.

b) Fertilización. Se ha determinado que el potasio es el principal elemento que requiere el manzano en producción, con incorporación de fósforo en la plantación. El potasio influye en el rendimiento y calidad del fruto, pues aumenta su tamaño y coloración roja y también reduce la incidencia de enfermedades en postcosecha. Actualmente, para el primer año estamos recomendando la formula 60–20–00 (N, P, K) + 9 Ca. Para el segundo año, estamos recomendando la formula 80–00–40, para el tercer año la formula 100–00–50+9 Ca, para el cuarto y subsecuentes años, estamos recomendando la fórmula 80–0–100+20 Ca.

c) Carga de frutos. La carga de frutos, además de afectar la calidad del fruto, también influye sobre el rendimiento a nivel del árbol, lo que se refleja en el rendimiento total. Por ejemplo, si bajamos la carga a unos seis o siete frutos, entonces se elevará la calidad, pero el rendimiento se reducirá. Por este motivo, es necesario encontrar el balance adecuado para cada región del estado, que maximice la rentabilidad en el largo plazo, pues esta relación también se ve afectada por la alternancia que presentan algunas variedades.

d) Radiación solar. La radiación solar es un insumo tan importante como el agua y los fertilizantes tanto para la calidad como para el rendimiento, por lo que debe fomentarse su máximo aprovechamiento. El primer paso para hacer esto consiste en dar una correcta orientación a los huertos, tomando como guía la proyección del sol al amanecer o al atardecer durante los meses de floración, que es cuando el aprovechamiento de la radiación es más crítica. Las líneas o hileras de los árboles deben ser perpendiculares al sentido del sol, para evitar que la sombra de un árbol limite su penetración en el árbol contiguo. La forma de la copa del árbol es el otro importante factor, que deben tener formaciones abiertas, y las más adecuadas en este sentido son las de forma piramidal con un eje central; en este sentido estamos utilizando una que se denomina Tall Spindle.

Estos son los ejes de innovación y capacitación que actualmente estamos impulsando en la región oriente, norte y valle del estado de Puebla y que están transformando la producción de manzana en el estado. Los primeros resultados han servido de motivación para que los productores inicien su propio proceso de transformación personal que les permita hacer de la producción de manzana una verdadera alternativa de superación económica que eleve la calidad de vida de ellos y sus familias. Si desea información adicional, por favor contacte a la Subdirección de Vinculación del campus Puebla del Colegio de Postgraduados (kilometro 125.5 carretera federal México–Puebla, Santiago Momoxpan, municipio de San Pedro Cholula, C. P. 72760. Teléfono 01 (222) 2 85 00 13, 2 85 14 42, 2 8514 45, 2 85 14 47. http://www.colpos.mx/web11/index.php/campus-puebla, email: lopezs@colpos.mx

*Profesor Investigador Asociado Investigadores del Colegio de Postgraduados, campus Puebla

Share
La Jornada
Nacional Michoacan
Aguascalientes Guerrero
San Luis Veracruz
Jalisco Morelos
Zacatecas  
Tematicas
Defraudados Izquierda
AMLO Precandidatos 2012
Servicios Generales
Publicidad
Contacto
© Derechos Reservados, 2013. Sierra Nevada Comunicaciones S.A. de C.V.