Viernes, 17 de junio de 2011
La Jornada de Oriente - Puebla - Estado
 
 

Regidora de Cholula denuncia lenocinio de menores en el bar “El Unicornio”

 
YADIRA LLAVEN

La regidora de Migración de San Pedro Cholula, Erika de la Vega Gutiérrez, denunció que se tiene conocimiento de que alrededor de 15 menores de edad, entre los 11 y 14 años, sufren maltrato físico y son explotados sexualmente por sus propios familiares en un conocido bar del barrio de La Magdalena.

La funcionaria señaló que el oficio del lenocinio en Cholula lleva arraigado varias décadas; sin embargo, en los últimos cinco años han aumentado los casos, a tal grado que las autoridades ven común que familiares alcahueteen a sus propios hijos y sobrinos.

Comentó que este caso colectivo de maltrato infantil ocurre específicamente en la calle 5 Sur esquina 29 Poniente, y ha sido denunciado por varios vecinos en desacuerdo.

Además agregó que los menores son obligados a vivir en condiciones insalubres, aunado a que en el mismo lugar una mujer de edad avanzada murió recientemente tras haberse contagiado del Virus de Inmunodeficiencia Adquirida.

Sobre el caso, refirió que al parecer son tres hermanos los que obligan a sus esposas a ser prostituidas, además de ingresar a mujeres menores de edad provenientes de la Sierra Norte del estado, para forzarlas a trabajar en un bar identificado como “El Unicornio”.

De la Vega puntualizó que el ayuntamiento de San Pedro Cholula interpondrá una denuncia ante la parte judicial, para que inspeccionen el lugar que ha operado en esas condiciones desde hace ocho años.

Asimismo, personal del Sistema DIF municipal acudirá al citado bar para realizar las indagatorias correspondientes.

Sin embargo, lanzó un exhortó a la Comuna para que se atiendan más los problemas sociales que los asuntos políticos del municipio.

Asimismo, solicitó al área de giros comerciales y reglamentación a inspeccionar la operación de todos los comercios de giros negros que hay en el municipio, pues en algunas denuncias ciudadanas señalan que explotan sexualmente a menores de edad o los emplean bajo condiciones de esclavitud.

A decir de los vecinos del barrio La Magdalena, los niños no son alimentados, a tal grado que alrededor de la 1 o 2 de la madrugada acuden a las casas vecinas para pedir de comer.

El jefe de Aplicación de Reglamentos, Juan pablo Jiménez Oceguera, indicó que la Comuna no ha girado permisos nuevos para que bares o cantinas.

 
 
Copyright 1999-2011 Sierra Nevada Comunicaciones - All rights reserved
Bajo licencia de Demos Desarrollo de Medios SA de CV