Búsquedas en el diario

Proporcionado por
       
 
Martes, 26 de enero de 2010
La Jornada de Oriente - Puebla - Sociedad y Justicia
 
 

A 20 años, el crimen de Miguel Cuéllar aún está impune, aseguro el CDDHJA

 
TANIA DAMIÁN JIMÉNEZ

Después de 20 años del homicidio del académico de la Universidad Autónoma de Puebla (UAP) Miguel Antonio Cuéllar Muñoz, la Procuraduría General de Justicia (PGJ) no ha avanzado en las investigaciones ni castigado a los culpables.

Así lo denunció Fernando Cuéllar Muñoz, hermano de la víctima, quien agregó que el crimen ha quedado impune, esto en el marco de la realización de una ceremonia luctuosa celebrada ayer en la Plaza de la Democracia –frente al edificio Carolino–, en donde se montó una exposición fotográfica y hemerográfica sobre la balacera sucedida el 22 de diciembre de 1989 y los probables responsables que –aseguró– han sido ignorados por la autoridad judicial.

En entrevista con La Jornada de Oriente, indicó que “la impartición de justicia en este caso ha sido una simulación”. Explicó que el asesinato se dio bajo las órdenes del ex gobernador Mario Piña Olaya y del ex presidente de la República, Carlos Salinas de Gortari, con el fin de “privatizar” a la Universidad Autónoma de Puebla .

El día del homicidio, Miguel Antonio Cuéllar Muñoz sólo acudió al edificio Carolino para recibir su salario quincenal cuando, desde la azotea del mismo, personas que pertenecían a grupos de choque dispararon hacia los profesores que se encontraban en el lugar. Un balazo, por coincidencia, le llegó a la cabeza, causándole la muerte casi instantáneamente.

“Su muerte fue accidental, él ni siquiera participaba en las movilizaciones a favor de Samuel Malpica, quien en ese entonces era rector, pero la instrucción del gobierno era terminar con la universidad crítica y popular, y ello ayudó a disolver al movimiento universitario”, señaló.

El también presidente del Centro de Defensa de Derechos Humanos Joel Arriaga (CDDHJA) aseguró que la PGJ no ha castigado a los culpables del homicidio por los intereses que están en juego.

Señaló que entre los responsables por el asesinato están: el ex gobernador Mariano Piña Olaya; Carlos Arredondo, ex secretario de Gobernación del estado; Juvencio Monroy, ex rector interino de la Universidad Autónoma de Puebla , y Jorge Méndez y Arturo Loyola, dirigentes de la corriente perredista Izquierda Unida.

“Nosotros siempre hemos tratado de no politizar este caso, pero la PGJ debe responder por este crimen, y hasta el momento sólo le ha dado largas a las investigaciones”, aseguró.

Agregó que ante la lentitud de la autoridad local se interpuso una denuncia sobre la impunidad del asesinato en la Comisión Interamericana de Derechos Humanos de la Organización de los Estados Americanos (OEA), y en estos momentos se espera la resolución de la misma.

 
 
Copyright 1999-2010 Sierra Nevada Comunicaciones - All rights reserved
Bajo licencia de Demos Desarrollo de Medios SA de CV