"Periodismo regional a la medida de su tiempo"

EnviarEnviar ImprimirImprimir

Puebla > Cultura
viernes 10 de agosto de 2007

Será inaugurada la exposición Distintos ojos, diferentes revelaciones en el CIF

Yadira Llaven

A propósito del 25 aniversario luctuoso del artista de la lente Nacho López (Tampico, 1923ciudad de México, 1986), será inaugurada la exposición fotográfica Distintos ojos, diferentes revelaciones el viernes 10 de agosto a las 20 horas, en el Centro Integral de Fotografía (CIF) (16 de Septiembre 3708).

Lilia Martínez, responsable del CIF, adelantó a La Jornada de Oriente que una decena de artistas participará alrededor de la obra conceptual de Nacho López, entre ellos, Yara Almoina, Ángela Arziniaga, Mónica Bello, Valentina Glockner, Javier González, Daniel Mendoza, Alejandro Morales, Loreto Morales, John O’Leary, Everardo Rivera, Claudia Romero, Marisela Salas y Enrique Soto.

Durante los años 50, Nacho López, reconocido como el fotógrafo documental más importante en la historia reciente de México, se preocupó por retratar la importancia de lo insignificante en apariencia, la dignidad de lo evidentemente pisoteado y la búsqueda de una estética para rendir sus testimonios.

Por ello, el cronista gráfico es una figura clave, y en ninguna forma es un desconocido para la fotografía. Pero ante la vastedad de su producción visual, es evidente que aún hay mucho por hacer en la difusión de sus propuestas que se adelantaron a su tiempo.

De acuerdo con el decano de la fotografía en México, Héctor García, “la mirada de Nacho es una mirada profunda de las culturas ancestrales, donde se encuentra sus obras magistrales. Él dedicó especial cuidado para captar la luz y sombra del drama y la tragedia de estos seres”.

Actualmente la Fototeca del INAH en Pachuca resguarda, por fortuna, alrededor de 30 mil negativos de la obra de Nacho López. Esto y sus ideas son un invaluable legado para la comprensión de un fotógrafo como pocos. Aunque también existe la Fototeca Nacho López creada desde hace más de una década por el entonces Instituto Nacional Indigenista (INI), que protege cinco fondos: histórico, pueblos indígenas, proyectos del INI, exposiciones fotográficas y autores contemporáneos, se ubica en la ciudad de México, en la Avenida Revolución 1279 y su acervo es de 262 mil 103 imágenes.